Un bróker inmobiliario no es un agente y tampoco es un gerente o director de una agencia. Esto es lo primero que tenemos que definir bien. El bróker inmobiliario es el dueño del negocio (o máximo responsable) pero cuya principal función no es tanto dirigir la agencia, si no ofrecer los mejores servicios y dotar al equipo de todo lo necesario para que el proceso de compra-venta o alquiler de un inmueble se realice de la mejor forma posible.

Quizás en un primer momento cueste visualizar las diferencias del perfil profesional, por eso vamos a profundizar a lo largo del artículo para que lo tengas mucho más claro.

Esta manera de trabajo en la que existe (y es importantísima) la figura del bróker, es una fórmula norteamericana de trabajo inmobiliario que defendemos, desarrollamos e implantamos en RE/MAX desde hace 30 años en España, y la que nos ha llevado a ser la red inmobiliaria que más casas vende en todo el mundo.

En esta ocasión, te mostramos cómo ser Broker con o sin experiencia y en qué áreas debes formarte para desarrollar de forma óptima tu trabajo.

cómo-ser-un-broker-inmobiliario-de-éxito

Qué es un Broker inmobiliario

Esta es la principal pregunta a la que debemos darte respuesta, pues tal y como hemos indicado anteriormente, existe una cierta confusión a la hora de establecer funciones y significado a la figura del Broker. El Broker inmobiliario es el dueño o máximo responsable de una agencia inmobiliaria cuya principal función es ofrecer los mejores servicios para que todo el proceso de compra-venta o alquiler de un inmueble salga de forma adecuada. Cuando hablamos de prestar servicios, éstos se han de prestar a sus agentes para que éstos logren los mejores resultados (asesoramiento, soporte, herramientas, staff, acuerdos con portales inmobiliarios…etc.). Gracias a este entorno óptimo de trabajo apartado por el Broker, el agente puede prestar el mejor de sus servicios a sus clientes: compradores, vendedores, arrendadores y arrendatarios.

El trabajo del bróker inmobiliario

El trabajo del bróker inmobiliario es dotar al equipo de los mejores recursos para que puedan hacer su trabajo con el cliente. El bróker debe conocer a la perfección, no solo las demandas y necesidades del cliente final (vendedores y compradores) si no, las necesidades del equipo para satisfacer a los clientes de la mejor y más productiva de las maneras.

El bróker es el encargado de que su equipo (y agencia en general) esté a la última en soluciones de marketing inmobiliario y en herramientas que fomenten la productividad del equipo. Esta buena gestión es la clave para que el negocio crezca y una de las razones por las que no está involucrado directamente en la comercialización: para centrarse en mejorar estos aspectos.

Algunos ejemplos de gestiones y recursos que el bróker puede poner a disposición de los agentes inmobiliarios son:

  • Contratación de software: gestión de clientes, firma digital, maduración de contactos…
  • Paquetes de publicación en portales inmobiliarios
  • Inversión en posicionamiento de marca de la oficina en la zona (cuñas, vallas…)
  • Formación
  • Acuerdos de precio de impresión
  • Contratación de herramientas para creación de vídeos amateur
  • Contratación de plataforma de gestión de redes sociales
  • Acuerdo con profesionales externos para la creación de fotografía profesional

Gracias a este entorno de trabajo profesional y constantemente mejorado, los asesores podrán competir en el mercado con solvencia, convencer a los clientes de que son su mejor opción y crecer sin límites. Todo esto sin desviar el foco de su verdadero trabajo diario: captar nuevos propietarios y gestionar la comercialización de los inmuebles.

Por supuesto, otra parte importantísima del trabajo del bróker inmobiliario es el reclutamiento de talentos para el equipo: los recursos humanos. Captar y formar a nuevos miembros valiosos para el equipo es igual de importante que sustentar y motivar al equipo actual.

Está claro ya que el bróker no gestiona operaciones de compraventa. No es el representante directo del cliente, sin embargo, sí suele apoyar desde la coordinación general las operaciones de su oficina, dando soporte y ayuda concreta al agente que lo necesita.

Características para ser un buen Broker inmobiliario

Las personas que se ven ejerciendo el trabajo de bróker deben sentirse cómodas en el liderazgo de equipos y tener un espíritu curioso y emprendedor. Hay conocimientos técnicos o profesionales que pueden aportar muchísimo, pero estas dos aptitudes personales son la clave para disfrutar del desarrollo del puesto a largo plazo.

Independientemente de que tengas o no experiencia, te mostramos cuáles son las características con las que debe contar un buen Broker:

  • Mentalidad emprendedora: Curiosidad, inquietud.
  • Buen líder para su equipo.
  • Alto nivel de compromiso.
  • Capacidad de gestión de equipos.
  • Excelente comunicador.
  • Organización y metodología

Javier Sierra, presidente de RE/MAX España, en la convención nacional de 2022 dijo que “los buenos bróker aman a sus agentes” y es que el buen bróker inmobiliario es, sobre otras cosas, un buen gestor de recursos humanos.

¿Necesitas experiencia para ser broker inmobiliario?

La respuesta corta es que no, puedes ser bróker sin haber tenido experiencia previa en un puesto similar o incluso sin venir del sector inmobiliario. Sin embargo, es obvio que el conocimiento profundo del trabajo del agente inmobiliario es de gran valor para que el bróker desempeñe su objetivo: ayudar a los agentes a hacer mejor su trabajo. Por eso, no es raro encontrar a muchos brókeres que han trabajado antes como agente inmobiliario.

Además, si vienes del sector inmobiliario contarás con algunas ventajas extra:

  • Red de profesionales: Contar con contactos en el sector te permitirá conocer agentes para poder hacer tu equipo. Además, tendrás más claro lo que buscas y lo que necesitas.
  • Red de contactos: te resultará más sencillo encontrar clientes que si tienes que comenzar a captar desde cero.
  • Conocerás a la perfección cómo funciona el sector inmobiliario. Esto te ayudará a detectar las necesidades de tu equipo.

Dicho esto, es mucho más importante contar con las habilidades y aptitudes necesarias para el puesto, que la experiencia previa como agente inmobiliario. Muchos agentes inmobiliarios no valdrían para el trabajo de bróker (y muchos brókeres no serían buenos agentes).

Por esta razón, la edad tampoco es un signo definitorio. Hay bróker muy exitosos de la generación Millenial y otros que comenzaron la andadura mucho mayores y han sacado partido del bagaje vital para cosechar su éxito.

Experiencia previa que te ayudarán para ser bróker

Parece obvio que la experiencia previa en el sector inmobiliario te ayudará, pero no es tan obvio que haya otras disciplinas profesionales que aporten tanto al trabajo que desempeñarás como bróker inmobiliario, por eso, vamos a dedicar un tiempo a ponerlo en valor:

  • Administración y dirección de empresas. Un bróker es también el dueño del negocio, por lo que te será de muchísima ayuda controlar las cuestiones básicas de gestión empresarial. Esta sensación de control, además, dará mucha seguridad al equipo.
  • Finanzas o banca: La compraventa inmobiliaria es un mercado totalmente ligado a la macroeconomía y se toca, en la mayoría de las operaciones, con la financiación bancaria y trámites y cuestiones de este tipo. Por eso, sentirse cómodo en ese ámbito, conocer el lenguaje y los tecnicismos será algo muy valioso como ayuda y guía a tu equipo comercial.
  • Derecho: Exactamente la misma razón que la anterior.
  • Marketing y publicidad: Una agencia inmobiliaria es, entre otras cosas, una agencia de marketing inmobiliario. Tu interés natural y conocimientos en este ámbito serán una baza para poder ofrecer al equipo herramientas innovadoras y estar constantemente actualizados.
  • Ventas: Aunque no sean ventas inmobiliarias, si vienes de las ventas podrás aplicar tus conocimientos al nuevo sector y además, te ayudará a ser empático con el equipo comercial.
  • Recursos humanos: Como ya hemos dicho, parte de la clave del éxito está en saber gestionar el equipo humano: ampliarlo, retenerlo, motivarlo… y para eso la formación en recursos humanos será un gran aliado.

¿Por dónde empiezo?

Tengas experiencia en el sector inmobiliario o no la tengas, lo primero que debes hacer es formarte. Incluso con las ventajas que te puede aportar haber sigo agente inmobiliario, debes saber aplicar los conocimientos al nuevo puesto y adquirir los conocimientos que aún no tienes.

Las áreas básicas en las que debes formarte para ser bróker inmobiliario son:

  • Mercado inmobiliario
  • Reclutamiento y retención de agentes
  • Organización y gestión de una agencia inmobiliaria
  • Marketing inmobiliario
  • Tecnología aplicada al sector inmobiliario
  • Aspectos jurídicos, fiscales y legales relacionados con la intermediación inmobiliaria
  • Servicios financieros

Y en REMAX, ¿existe un perfil de Broker inmobiliario concreto?

No. Cada bróker tiene su propia manera de ejercer su trabajo, sus puntos fuertes y débiles porque como hemos dicho, cada uno viene de una experiencia previa diferente y también, tiene unas cualidades e intereses diferentes.

Sin embargo, todos los buenos bróker de RE/MAX tienen algo en común: son profesionales emprendedores muy motivados y que disfrutan del desarrollo y gestión de equipos.

Son personas ambiciosas y entusiastas por lo que se convierten en líderes que contagian sus ganas y consiguen sacar lo mejor de cada miembro del equipo para su beneficio y para que sume al bien al común.

Si el bróker consigue eso: crear un equipo comprometido y entusiasta, RE/MAX es capaz de poner a su disposición las herramientas o asesoramiento profesional para solventar cualquier carencia técnica o formativa que vaya surgiendo.

Esta complementación es la base del éxito del modelo RE/MAX en todos los niveles. La clave está en el convencimiento (y demostración) de que la unión de un buen asesor inmobiliario y un buen bróker, llevará a esos profesionales mucho más lejos como equipo de lo que jamás hubieran llegado por sí solos. Cada uno se enfoca en su tarea, en lo que es bueno, y así aumenta sus resultados y estos mejoran el trabajo del otro.

Es un concepto que se basa en la estrategia win to win. Ofrece a los agentes inmobiliarios los beneficios de tener un negocio propio, pero sin los inconvenientes de estar solo ni gestionando una empresa; y al bróker, un modelo de gasto compartido minimizando su riesgo.

Si tras leer este artículo crees que ser bróker inmobiliario podría ser tu camino y quieres más información o solucionar algunas dudas, contáctanos y nos encantará ayudarte. https://www.franquiciaremax.es/franquicia-remax/

Para ampliar información también puedes leer:

 

Conclusión

Si quieres ser un Broker inmobiliario con éxito, no subestimes la formación y trabaja para mejorar y desarrollar ciertas habilidades. ¡Tener una actitud empresarial y emprendedora es fundamental! En REMAX llevamos más de 25 años en España abriendo paso a grandes Brokers que carecían de experiencia previa. Si tu también quieres formar parte de esta historia de éxito, contacta con nosotros a través de este link https://franquiciaremax.es/franquicia-remax/